ESOS LOCOS BAJITOS: UNA CENA ROMÁNTICA


Son tan importantes en nuestras vidas. Joé, que seríamos capaces de dar lo que no tenemos por ellos/as. Bebitos de días o adolescentes refunfuñonas, destrozones de rodilleras, aprendices de princesas, lo que sea...
ESOS LOCOS BAJITOS, como dice la canción de Serrat, nos roban el corazón con cada cosa que hacen. No podía ser que no tuviesen un hueco en PURA PURI.
Yo que quiero tanto a mi Fernandito, que me sorbe el sentío con cada carita que hace, entiendo que todas las madres de este mundo me quieran explicar las de los suyos. Adelante los faroles, mándadme vuestras historias y las iremos compartiendo mientras que ríos y ríos de baba inundan nuestros pies. Empezamos con EVAASECAS, una tierna historia que me dio pellizquitos en el corazón.


Me ha pasado algo hoy super gracioso y lo voy a contar aquí para todos, porque los niños…..uffff, los niños,….Mi hijo, con diez años,casi once, comparado con su hermana que tiene doce, es todavía un niño pequeño. Sorprenden los niños. Y mucho. Cuando te molestas en escucharlos, jajajaja, , de verdad, que alucinas a veces con ellos. . Resulta que mi hija y yo nos levantamos ahora a las siete de la mañana porque ella tiene que ir al instituto y tiene otro horario, ya de mayor. Bueno, de mayor, de mayor, jajaja, no, que al fin y al cabo, se levanta solo una hora antes que Javier. Que son mayores ya los dos. Pues antes de sonar mi despertador, me despierta ella, unos cinco minutos antes de las siete. ‘Mamá, mamá, no hay luz, han cortado la luz’ Joder, es cierto, no hay luz. No se que habra pasado, el chivato no ha saltado, para eso tengo que tener enchufados, el horno, la lavadora y el lavavajillas, y no es el caso, que últimamente los uso lo justo, es más los cacharros tienen lista de espera. Bueno, el caso es que lo primero que hago es levantarme, pillar el móvil, iluminar la pantalla y andar medio a tientas por el pasillo hasta llegar a la habitación de Julia. Lo único que quiero es ver si en el resto del pueblo hay luz o no la hay. Pues no la hay, es general. Coño, y el puñetero movil porque no se queda encendido? Ahorro de energia, ya, es verdad, pues ahora no tengo tiempo de andar modificandolo asi que me paso abriendolo y cerrandolo mientras bajo al piso de abajo y voy a la cocina como puedo intentando no pisar a mi gato, que se me mete siempre entre las piernas y un dia me voy a matar por no pisarlo. ¿Dónde tenia yo las velas? Y, mas importante….¿Tenia, yo alguna vela?, joder, creo que en algun cajon de la cocina tenia un par de ellas. Pues si, y donde las pongo? Porque las tengo mondas y lirondas, jajajaja, pues lo primero que he pillado, un par de vasos de cubata, las pongo encima de la mesa, las enciendo, a todo esto mi hija detrás mia, y de repente….¡zas! Ha vuelto la luz. Deberia de ser una de las dichosas leyes de Murphy, ¿Cuánto dura un apagon en plena noche? Justo el tiempo que tardas en encontrar las velas, la linterna o cualquier objeto similar. Pues asi hasta tres apagones hemos tenido esta mañanita bien temprano. Pero solo nos pillo desprevenidas el primero. Ella se marcho al instituto, y yo fui a levantar al enano, que, como siempre se hace el remolon. En eso se parece a su madre, bueno, se parecia, ojala durmiera como el, jajaja, pero lo hacia, si, todavía me acuerdo de eso. Y que bien cuando era sabado o domingo, quedarse mirando la tele o haciendo simplemente nada, acurrucarse y decir, que bien, hoy no hay prisa…… Pues le pongo el desayuno, y yo voy mientras haciendo mis cosillas, y resulta que viene a buscarme y me dice, que todo este rollo que he soltado viene a desembocar en esto…… Me dice, mama, se que ha venido alguien anoche a casa. Yo lo flipo, jajajajaja, me quedé, que si me pinchan no me sacan sangre. Y por que lo dices? Le pregunto. Pues porque he visto que hay dos velas encima de la mesa de la cocina metidas en dos vasos altos y eso es lo que se hace cuando se tiene una cena romántica. Así me dijo, y se quedó tan ancho. Jajajajajajajajajajaja, estos crios son la pera, la verdad. Pues eso os cuento, por supuesto le expliqué lo del apagón, no es que me importe que supiera que habria tenido una cena romantica, solo es que no la tuve, y la verdad, me gusta la naturalidad que tuvo, asi, que si algun dia tengo una cena romantica en casa, se que lo llevara fenomenal.

4 comentarios:

Anónimo dijo...

jajaja si al final saben más que uno

Anónimo dijo...

Tía,como me hagas llorar...

rosi dijo...

q tierno relato, vaya con la reacción del crio,es q es pa comérselos en estos casos....
Petonets!!!

Anónimo dijo...

ja ja ja como para ocultarles algo menuda imaginacion tienen, eso si la mayoria de las veces aciertan. . .gracias por darme tu amistad

Seguidores